Edicion N 966 | 07 de marzo de 2017
Inicio Panel Principal PP Panamá Relieve Dossiers
 

dossier

LOS AUTOS ‘PREMIUM’ RECORREN SUS AÑOS MARAVILLOSOS



MERCADO

ÓSCAR CASTAÑO LLORENTE
[email protected]

imagen
VARIEDAD. Roberto Durán junto al Audi S3: 300 caballos de fuerza y un precio de $58 mil. LA PRENSA/Gabriel Rodríguez
La época dorada del parque automotor panameño, con ocho años de crecimiento, puede comprobarse en su segmento más exquisito, el de los automóviles premium.

Esta categoría acaba de redondear una cosecha de un lustro sin comparación frente a las demás especies. Las ventas de los últimos cinco años de los vehículos premium y las totales del sector se diferencian en que aquellas registran un incremento de 223% y estas se sitúan en 28.6%.

“Realmente supera todas mis expectativas. Esperaba una buena respuesta del mercado, pero no en la forma como se ha presentado”, asegura Edgardo Chumaceiro, vicepresidente de Maserati.

“Nuestro mercado premium es un poco más grande que en los otros países de la región de América Central, con más habitantes”, compara Roberto Durán, gerente de Audi.

Varios factores explican esta tendencia. En términos macroeconómicos, Panamá está por fuera de la lista de los 15 países donde el crimen incide mayormente en su producto interno bruto. La tabla fue elaborada por el Banco Interamericano de Desarrollo. En cambio sí aparecen Honduras, El Salvador, Costa Rica, Guatemala y Colombia.

El istmo apunta casi una década de crecimiento económico sostenido excepto en 2009, el año de la crisis financiera global. Repercute en la gama premium la promoción del país como sede de empresas multinacionales, lo cual favorece la llegada y permanencia de extranjeros con un alto perfil adquisitivo.

“Panamá es un país de cuatro millones de habitantes nada más. Debería ser menos la gente que tiene poder de compra o de financiamiento. Al haber todas estas multinacionales y transeúntes en Panamá, no solo están acostumbrados a manejar buenos autos, sino que pueden tenerlos aquí por el tema de seguridad”, aprecia Durán.

En cuanto a la plaza, el consumo de bienes suntuosos cumplió ya una etapa de experimentación y de promoción, hasta lograr un posicionamiento. Su consolidación, por lo menos en la categoría premium, resulta de un proceso de maduración según el cual las marcas especializadas obtuvieron un mejor conocimiento del cliente y anticiparon las fluctuaciones del mercado. Inauguraron puntos de venta, aumentaron el stock de modelos, invirtieron tecnología y capacitación del personal.

“El 31 de enero de 2014 se inauguró esta terminal de Audi del parque Santa María Business District, sobre el corredor Sur. Tenemos la sucursal de calle 50, con casi 20 años de servicio y que se acaba de remodelar. En un momento dado Audi comenzó a crecer y nos dimos cuenta de que debíamos tener algo más grande para poderles ofrecer un mejor servicio a nuestros clientes, con mejoras en el área de servicio, un taller más tecnológico y espacios más amplios a la altura de las personas que se merecen un auto de nuestra marca”, comenta Durán.

Hace seis meses se inauguró el showroom de Maserati. En palabras de Chumaceiro es un atelier, o sea un taller de confección equiparable al de un sastre italiano. “Aquí tenemos todas las herramientas para que el cliente pueda llegar, escoger, palpar y vivir la textura de un Maserati, combinar colores de cada uno de los elementos del vehículo, y posteriormente hacer toda su configuración tecnológica”.

Los precios juegan del lado de los premium. Se han atenuado las diferencias en venta y en servicio postventa. Roberto Durán comenta que si se compara el valor  con el de cualquiera de las marcas japonesas se cae en la cuenta de que son semejantes o inferiores. Sin ir muy lejos, una 4x4 con todos sus accesorios puede bordear los 90 mil dólares. Agrega que la garantía de venta de todo Audi incluye un mantenimiento de tres años o de 60 mil kilómetros. “No es costoso. El mantenimiento comparado con otro modelo puede ser de 15% o 20% más”.

Ajustes en el parque

imagen
Edgardo Chumaceiro. Roberto Cisneros
Las ventas del sector premium apuntaron una contracción de 13.8% el año pasado. En 2015 se vendieron 2 mil 961 unidades y en 2016 un total de 2 mil 553, según los datos de la Contraloría General de la República. “El 2016 fue un poco extraño después de años de crecimiento para los carros premium. Es una pequeña caída, una cuestión cíclica. Recordemos que se han vendido muchos autos en Panamá en los últimos años”, reconoce Roberto Durán.

El ajuste en las tasas de interés encarece “un poquito” los préstamos, comenta Durán, aunque matiza diciendo que los compradores de los modelos como Audi suelen tener el financiamiento de bancos con los que hacen todas sus transacciones.

Chumaceiro comenta que el comprador de un automóvil como Maserati guarda la expectativa de satisfacer un gusto personal. Se preparan ello. “Normalmente nuestros clientes buscan su autofinanciamiento. Acceder a un vehículo de estos en Panamá es relativamente más fácil”. En otros países, los interesados suelen adquirir sus bólidos mediante leasing.

El buen comportamiento del sector premium lleva a Maserati a replantearse sus metas de venta en 2017. Espera colocar entre 50 y 60 unidades. Edgardo Chumaceiro revela que “estamos vendiendo con entregas de tres a cuatro meses por pedido”. Roberto Durán declara que “este año lo vemos con ojos muy optimistas”.

Por lo visto podrá ser el comienzo de otro lustro suntuoso para el sector premium.

GALERÍA

MÁS NOTAS

LOS AUTOS ‘PREMIUM’ RECORREN SUS AÑOS MARAVILLOSOS
EMPRESAS SIN HUELLA AMBIENTAL
TELÉFONO PARA MILENARIOS
INDUSTRIA BUSCA MEJORAR LA FUNCIÓN DE VER VIDEOS EN EL MÓVIL

 

 
 
 
Traducir esta página
 
 
 
 
 
SUPLEMENTOS
Ellas
Recetario
Buscafacil
 

© 2010-2015. Editorial por la Democracia S.A.  Derechos reservados.

Teléfono: (507)222-1222 Apartado 0819-05620 El Dorado
Ave. 12 de octubre, Hato Pintado Panamá, República de Panamá

Ediciones anteriores | Nosotros | Email